Inicio Parenting Quitar pañal a niño de 2 años

Quitar pañal a niño de 2 años

0
Quitar pañal a niño de 2 años

Por fin se acerca el buen tiempo y por tanto, el momento de quitar el pañal a vuestro hijo, si tiene al menos entre 15 y 24 meses.

Para él será un paso que le hará más responsable y autónomo, y para vosotros, sus padres, supondrá un antes y un después.

Seguramente habréis oído a amigos y familiares contar anécdotas sobre cómo les fue a ellos con sus hijos, pero aunque hayan sido experiencias negativas, en realidad es más fácil de lo que pensáis y, para que esta etapa sea recordada con cariño por todos, os damos algunos trucos para hacerlo más fácil.

1.- Informar sobre la puesta en marcha del proyecto “quitar pañal” a todos los involucrados en el proceso: profes, abuelas, cuidadoras y hermanos mayores, si los hay.

2.- Contar a vuestro hijo con mucho entusiasmo que va empezar a ir al baño porque ya es más mayor: ya sabe caminar, come solo, y ahora toca dejar de llevar pañales. Ponerle ejemplos o adelantarle cómo vais a hacerlo, pero contárselo en formato “cuento”, que lo van a entender mucho mejor.

3.- Si los primeros días no sale bien, no podéis castigar a vuestro hijo ni regañarle, al contrario, hay que ser positivos, tener paciencia, tranquilidad y calma, y en todo caso hay que motivarle y animarle si lo está haciendo bien, por ejemplo, con la típica tabla de pegatinas que los peques van pegando cada día si consiguen el objetivo de hacerlo bien.

4.- Hay que ser perseverantes y pacientes, es decir, no se debe poner en marcha la maquinaria y a los dos días nos relajemos, poner nuevamente el pañal al niño, y al día siguiente volver a retomarlo, porque confundimos al niño y no adquiere el hábito por continuidad.

5.- Ayudaros de todo aquello que haga más fácil este proceso, como tener al menos un orinal, o algún adaptador para que pueda usar los baños de casa, algún cuento o juego a mano, empapadores para el coche o el carrito,  y cualquier cosa que se te ocurra.

En estos cinco pasos os hablo sólo de la preparación, ya que la parte práctica la contaremos en el post de la próxima semana. Os dejamos por tanto unos días para que vayáis pensando en ello y haceros a la idea de que ha llegado el momento.

Quitar el pañal a un niño: Puntos clave para evitar problemas.

Tras los 5 tips sobre cómo quitar el pañal a nuestros hijos, que tratamos en el post de hace unos días, ahora toca ponernos al lío.

Ya sabemos que nuestro hijo está listo porque tiene entre 15 y 24 meses, trata de imitar a sus hermanitos, o a nosotros mismos, cuando vamos al baño, nos escucha cuando le mandamos hacer algo y lo hace bien, y además, ya nos hemos agenciado el material que nos ayudará a llevarlo a cabo, como orinales y adaptador para el WC.

Cuando se lo expliquemos a nuestro pequeño la noche anterior al comienzo del aprendizaje, hemos de decirle que todos los días a partir de mañana vamos a sentarnos en el orinal o WC cuando termine de desayunar. Y así lo haremos. De hecho, podemos dejar que una vez esté sentando esperando, mire cuentos que le gusten, o se entretenga con algún juguete que no requiera movilidad y sea fácil de manejar sólo con las manos.

Aunque pasen 10 o 15 minutos y no haya hecho nada, si está entretenido, es mejor dejarle más rato, y decirle que nos avise cuando haya hecho algo, momento en el que habrá que felicitarle porque lo está haciendo muy bien, e incluso pegar adhesivos en una cartulina por haberlo hecho bien, que les hace mucha ilusión.

A partir de aquí ya no le ponemos el pañal durante el día, para que comience a sentir la comodidad de no llevarlo, y cada hora u hora y media tenemos que preguntarle si tiene ganas de hacer pis o incluso, sentarle un rato a ver qué ocurre.

Quitar pañal a niño de 2 años

¿Problemas a la hora de dejar el pañal?

Pasada la mañana, y como ya sabemos que tras la siesta el pañal siempre solía estar húmedo, en esta etapa de aprendizaje, hemos de sentarle al orinal tras su almuerzo y volver a hacerlo según se despierta, porque tenemos que recordar que ya no lleva pañal, y hemos de estar muy pendientes, sobre todo los primeros días.

Al llegar la noche si le dejamos el pañal durante toda la etapa de aprendizaje. Cuando se despierte por la mañana, tenemos que comprobar si el pañal está o no húmedo, porque llegará un día que siempre se levante seco y entonces, será el momento de quitarle el pañal también por la noche.  Pero eso sí, no olvidemos de llevarle al baño según se despierte, para que se acostumbre también y no la líe.

Durante todo este proceso es fundamental disponer de protectores en todos sus formatos: para el colchón de la cuna, para el carrito o la silla de seguridad de nuestros coches por si algún día se queda dormido durante el viaje o el paseo, así como ropa de repuesto, por si se le escapa y no nos avisa.

Lo importante en todo este tiempo es tener claro que cada niño es un mundo y lleva su ritmo, aunque si es su momento, él mismo nos irá dando pistas y podremos ponernos en marcha

Mucha suerte a todos los que estéis viviendo, o vayáis a vivir, este momento con vuestro hijo. Seguro que lo recordaréis con cariño toda vuestra vida y luego tendréis anécdotas que contarles cuando crezcan.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here